Cartas a la Directora
Opinión de un lector sobre una información publicada por el diario o un hecho noticioso. Dirigidas al director del diario y seleccionadas y editadas por el equipo de opinión

Con la gente de La Palma

Los lectores escriben de la tragedia que viven los damnificados por la erupción del volcán en Canarias, de los sueldos, las vacunas y la ética de las eléctricas

Colada de lava en Toquedo, La Palma.
Colada de lava en Toquedo, La Palma.RAFA AVERO
Más información
El retraso en la llegada de la lava al mar amplía la capacidad de destrucción del volcán en tierra

Estamos escuchando las alarmantes noticias de la isla de La Palma y viendo en directo los enormes daños que está produciendo la erupción del volcán en Cumbre Vieja. Está siendo muy tranquilizador que no haya que lamentar víctimas hasta ahora. Resulta, sin embargo, tremendamente cruel y duro para las personas evacuadas tener que asistir angustiadas e impotentes al lento avance de la lava y ver, desde la distancia, como poco a poco el magma se va tragando, como si fueran de papel, sus propias casas entre cuyas paredes se encerraban, seguramente, muchos de los recuerdos de sus vidas. Si esta enorme tragedia es difícil de asimilar para cualquier persona, mucho más lo es para los más mayores a quienes la naturaleza, ajena a todo sentimiento, está hurtándoles la posibilidad de vivir sus últimos años rodeados de las cosas que tiempo atrás les hicieron felices. Nadie se merece perder sus recuerdos.

Juan Vives Ruiz. Madrid

Subir los sueldos

Invariablemente, tanto en tiempos de crisis como de bonanza, con Gobiernos de derechas o de izquierdas, siempre que se plantea subir el sueldo de los trabajadores o cualquier otro beneficio en las condiciones laborales, el Banco de España y la representación de los empresarios amenazan con nefastas consecuencias para el empleo. Algún político neoliberal ha manifestado en alguna ocasión que es mejor cobrar poco que no cobrar nada. Será por eso que en España hay muchos pobres que tienen trabajo.

Javier Goicoechea Roso. Tres Cantos (Madrid)

Falta de ética

El presidente de una de las eléctricas más importantes de nuestro país es doctor honoris causa por la Universidad de Salamanca. Quizás lo sea por otras universidades, tanto españolas como de Iberoamérica, donde también tiene intereses. Este señor también es presidente del Consejo Social de la esta universidad. El simple nombre, Consejo Social, implica que los componentes del mismo, y sobre todo su presidente, tienen que tener unos valores éticos muy elevados, incluidos los relacionados con el desarrollo sostenible. Sin embargo, la empresa eléctrica referida, junto con otras, están en una lucha contra las decisiones del Gobierno para que se rebaje la factura de la luz, ayudando sobre todo a los colectivos que menos pueden afrontar estos gastos, actualmente estratosféricos. Yo me pregunto si no hay una incongruencia entre ser presidente de una eléctrica y serlo del consejo social de una universidad. A día de hoy, me parece una falta de ética.

Lola Pereira Gómez. Salamanca

Vacunas para todos

El titular dice que estamos tirando vacunas caducadas en Cataluña y planteándonos la tercera dosis, quizá por glotonería, cuando aún no hay evidencia de a quien y cuándo. También que medio mundo, pobre, sigue sin vacunar, es decir ni una dosis. Todo fiel reflejo de lo que somos. A unos sobra lo que a la mayoría falta. No veo ningún titular que defina la situación, ni rasgaduras de sedas. Veo seguir la vida con la normalidad que ha impuesto este capitalismo. No hay injusticias. Hay víctimas culpables de serlo.

José Rivas Sánchez. Almería


Los textos tienen que enviarse exclusivamente a EL PAÍS y no deben tener más de 100 palabras (700 caracteres sin espacios). Deben constar nombre y apellidos, ciudad, teléfono y DNI o pasaporte de sus autores. EL PAÍS se reserva el derecho de publicarlos, resumirlos o extractarlos. No se dará información sobre estas colaboraciones. CartasDirectora@elpais.es

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS