Un policía de Palma irá a prisión por torturar a un detenido

El Supremo confirma la pena de tres años de un inspector y rebaja la pena de otro agente acusado

Los dos policías, de espaldas, este jueves.
Los dos policías, de espaldas, este jueves.MONTSERRAT T. DÍEZ (EFE)

El Tribunal Supremo ha confirmado la pena de tres años que impuso en marzo pasado la Audiencia Provincial de Palma de Mallorca a un inspector de la Policía Nacional por torturar a un detenido en el sótano de la Jefatura Superior de la Policía en 2009. El alto tribunal ha rebajado en un año de prisión la condena, también de tres años, del otro acusado, un subinspector. La rebaja, que deja la condena en dos años, permitirá que este agente eluda la cárcel si el juez lo decide así.

La sentencia, de la que ha sido ponente el magistrado Antonio del Moral, argumenta la rebaja de pena al subinspector en que no merece el mismo castigo quien ha protagonizado la agresión, que además era un superior jerárquico, que quien se limita a no impedir esa conducta a quien es su mando.

Los hechos ocurrieron en los sótanos de la Jefatura de Palma en agosto de 2009, después de que el inspector, Víctor G. F., de 39 años, que estaba fuera de servicio y había estado en una sala de fiestas, decidiera “leerle la cartilla” a un detenido. Allí coincidió con el otro acusado, el subinspector Javier Joaquín A. B.

La Audiencia de Palma consideró probado que maltrataron y simularon la ejecución del detenido. El inspector cargó y disparó tres veces en seco, sin bala, una pistola en la sien de la víctima. A Javier Joaquín se le castiga por su actitud pasiva durante parte las agresiones de su jefe.

La sentencia del alto tribunal, indica que sólo desde la posición del inspector de policía en esa Jefatura se puede concebir un episodio como el que motiva la condena y ese hecho es “un signo claro” del abuso que cometió, ya que durante la agresión hace gala de su condición.

Sobre la firma

Reyes Rincón

Redactora que cubre la información del Tribunal Supremo, el CGPJ y otras áreas de la justicia. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS, donde ha sido redactora de información local en Sevilla, corresponsal en Granada y se ha ocupado de diversas carteras sociales. Es licenciada en Periodismo y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS