ESPACIO

El 'Atlantis' aterriza sin problemas en Cabo Cañaveral tras 11 días de misión

El equipo ha instalado en la ISS un fragmento de la estructura 'S-Zero Truss'

Concluida su misión de 11 días en la estación Alfa, los siete astronautas del Atlantis se encuentran ya en Cabo Cañaveral (Florida), donde la nave ha aterrizado sin problemas esta tarde. El equipo ha instalado en la ISS un fragmento de la estructura S-Zero Truss.

La nave se ha posado en las pistas del Centro Espacial Kennedy a las 18.27 (hora peninsular española), tras una misión en la que los astronautas han logrado con sus trabajos ampliar el complejo y acondicionarlo para futuras visitas del transbordador.

Más información
Instalada con éxito la puerta de la Estación Espacial
Todo listo para montar la columna vertebral de la ISS
El 'Atlantis' llega hoy a la ISS con la estructura central de la base
El 'Endeavour' vuelve a casa después de completar su misión en la ISS
Gráfico animado:: Visite la ISS
Gráfico animado:: Cronología de la construcción
Especial:: Todo sobre la estación 'Alfa'
Página de la NASA:

Los cuatro "paseos espaciales" que se han realizado en el exterior de Alfa han permitido instalar parte de la estructura S-Zero Truss, que dará albergue a nuevos paneles solares, y una pequeña vía férrea para facilitar los movimientos del brazo robot Canadarm 2.

Los astronautas dedicaron su última jornada en el espacio a recoger todos sus equipos y pertenencias y a practicar la complicada maniobra de entrada en la atmósfera.

Según informó el jueves la NASA, el Atlantis desciende unos 18 kilómetros en cada vuelta en la que orbita sobre la Tierra, con el fin de acercarse en condiciones idóneas al punto en el que se produce la maniobra de entrada en la atmósfera.

El piloto, Steve Frick, ha sido el encargado de encender los motores del transbordador para, dentro ya de la atmósfera, encaminar a la nave hacia la senda de planeo que, finalmente, le ha situado sobre las pistas del Centro Espacial Kennedy de la NASA. El comandante de la nave, Mike Bloomfield, se ha puesto a los mandos del Atlantis para dirigir la maniobra.

Una nueva estructura de soporte

Tanto la agencia espacial estadounidense como los siete astronautas se consideran plenamente satisfechos con la misión, en la que se han incorporado nuevos elementos al complejo espacial.

Los astronautas, bajo el mando de Bloomfield, han instalado en Alfa un fragmento de unos 14 metros de la nueva estructura de soporte S-Zero Truss. Sobre ella, que medirá unos 108 metros cuando esté totalmente concluida, se instalarán en el futuro nuevos paneles solares y equipos de alimentación para dos nuevos laboratorios que aún deben ser incorporados a la estación Alfa.

Con la ayuda de los tres astronautas que ocupan de modo permanente el complejo, se ha instalado también parte del nuevo sistema Mobile Transporter, una especie de ferrocarril del espacio que facilitará los movimientos del brazo robot Canadarm2.

Ocasionalmente, este sistema de transporte, que usa una plataforma móvil que discurre sobre unos raíles, también podría ser utilizado por los astronautas para sus desplazamientos en el exterior del complejo.

"Una vez que los trabajos de la estructura 'Truss' y de los paneles esté acabada, tendremos suficiente energía para incorporar otros dos laboratorios de investigación", ha explicado en una conferencia de prensa desde el espacio el comandante Bloomfield.

La Estación Espacial Internacional, un ambicioso proyecto de 16 países, orbita a unos 400 kilómetros de altitud sobre la Tierra y su construcción avanza poco a poco con el objetivo de combinar un total de 100 módulos en el mayor laboratorio de investigación espacial construido hasta ahora.

La estación recibirá la próxima semana la visita, en la parte rusa del complejo, del segundo turista que visita Alfa, un joven hombre de negocios de Suráfrica que, al igual que el millonario Dennis Tito, ha pagado cerca de 25 millones de dólares para realizar este viaje.

En ella están los tres astronautas de la Expedición Cuatro, que ocupan de modo permanente el complejo bajo el mando del comandante ruso Yur Onufrienko. Su regreso a la Tierra está previsto para el mes de junio.

La NASA anunció el pasado martes que en el 2004 enviará a la estación espacial a una profesora de enseñanza primaria. El viaje de Barbara Morgan recupera un programa que se interrumpió con el accidente, en 1986, del transbordador Challenger, en el que murieron seis astronautas y una profesora.

Con el envío de Morgan, la NASA pretende estimular el interés de los estudiantes por la ciencia y las matemáticas, ya que la exploración espacial es uno de los temas que más interesan a los jóvenes estudiantes.

La ISS, vista desde el <i>Atlantis</i>.
La ISS, vista desde el <i>Atlantis</i>.AP
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS