Robles reitera que el Ejército puede ayudar en la campaña de vacunación

La ministra de Defensa asegura que las Fuerzas Armadas están disponibles para asistir en “aquello que pidan las autoridades sanitarias”

La ministra de Defensa, Margarita Robles, interviene durante una visita a la Unidad de Verificación Epidemiológica en el Cuartel General de la Armada en Madrid este martes. En vídeo, la ministra reitera el apoyo del Ejército para combatir la pandemia.FOTO Y VÍDEO: EUROPA PRESS

La ministra de Defensa, Margarita Robles, ha insistido este martes en que el Ejército se encuentra a disposición del Ministerio de Sanidad y de las comunidades autónomas para colaborar en todo aquello que sea menester para el normal desarrollo de la campaña de vacunación contra el coronavirus. “Cuando las autoridades sanitarias, comunidades autónomas o el Ministerio de Sanidad valoren que las Fuerzas Armadas pueden ayudar, la disponibilidad es máxima. Están disponibles para aquello que pidan las autoridades sanitarias cuando lo pidan”, ha afirmado en una visita al Cuartel General de la Armada en Madrid.

Robles ha recordado que la colaboración del Ejército en la campaña de vacunación ya se ha dado en el transporte de las dosis a Baleares, Canarias, Ceuta y Melilla. Un convoy de la Agrupación de Transportes del Ejército de Tierra, con escolta de la Guardia Civil, se desplazó el 26 de diciembre al almacén que la farmacéutica Pfizer tiene en Guadalajara para recoger las bandejas de vacunas asignadas a los dos archipiélagos y a las ciudades autónomas y trasladarlas a la base aérea de Getafe (Madrid). Desde allí volaron a Ceuta (a bordo de un helicóptero Chinook del Ejército de Tierra), Baleares, Canarias y Melilla (en tres aviones de transporte del Ejército del Aire). El Ministerio de Sanidad, con el apoyo de Interior, se ocupó de distribuir las vacunas al resto de comunidades por vía terrestre.

Ese apoyo de las Fuerzas Armadas al plan de inmunización se inscribe en el marco de la Operación Baluarte, dirigida desde el Mando de Operaciones en Retamares (Madrid), que hasta ahora se limitaba a tareas de desinfección en residencias de mayores, centros sanitarios o instalaciones estratégicas (como las que ya se realizaron durante el primer estado de alarma, la pasada primavera) y al apoyo de rastreadores militares a las comunidades autónomas para seguir la traza de los contagios.

Robles ha eludido comentar si el Ejército puede ampliar su colaboración con las autoridades civiles en la vacunación de la población, y ha confirmado que las Fuerzas Armadas ya están preparando su propia campaña para el personal que se va a desplegar en misiones. Tras manifestar que las competencias de la vacunación recaen sobre las comunidades autónomas, concluyó dejando claro: “Donde se nos llame, en lo que podamos aportar, estaremos las Fuerzas Armadas”.

Estas declaraciones de la ministra de Defensa coinciden con la constatación de que la campaña de vacunación avanza de forma desigual en las comunidades autónomas. Mientras en la primera semana de campaña hay regiones que apenas han empleado el 5,2% de las dosis recibidas, como Cantabria, o el 6%, como Madrid, Asturias ha conseguido administrar más del 80%. Respecto a las cuatro comunidades más pobladas, Madrid (6,6 millones de habitantes), con ese 6% de dosis utilizadas, está a la cola; le siguen Cataluña (13% con 7,6 millones), la Comunidad Valenciana (16% con cinco millones) y Andalucía (37% con 8,5 millones).

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, aseguró este lunes que todos los españoles podrán tener acceso a una vacuna “segura y fiable” este año y confirmó que Sanidad ya ha hecho entrega de un segundo lote de 360.000 inmunizaciones que se inyectarán esta semana.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Buscador de restricciones: ¿Qué puedo hacer en mi municipio?

- Así evoluciona la curva del coronavirus en el mundo

- Descárguese la aplicación de rastreo para España

- Guía de actuación ante la enfermedad

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS