España cierra la semana con un repunte en las hospitalizaciones y más presión sobre las UCI

Sanidad notifica 38.000 nuevos contagios y 513 fallecimientos en la semana más letal de la tercera ola

Una sanitaria prepara la realización del test de antígenos en un laboratorio de Madrid, este viernes.
Una sanitaria prepara la realización del test de antígenos en un laboratorio de Madrid, este viernes.Fernando Villar (EFE)

España ha dejado atrás el pico de nuevos contagios de la tercera ola. A pesar de notificarse este viernes 38.000 nuevos positivos en el informe diario del Ministerio de Sanidad, el incremento de casos se frenó el 21 de enero y la incidencia a 14 días por 100.000 habitantes registró hoy por segundo día un ligero descenso hasta los 887.

Pero la situación, “crítica” en algunas comunidades, como la ha calificado en los últimos días el director de emergencias de Sanidad, Fernando Simón, está aún lejos de normalizarse. El número de personas hospitalizadas creció hoy en 78 tras dos días descendiendo y, lo que más preocupa a los responsables sanitarios, las UCI no dan tregua.

Este viernes hay 4.723 ingresados en las unidades de críticos, 115 más que ayer, un incremento más elevado que el de los últimos días. Si ser el último día de la semana puede afectar al balance de hospitalizaciones —los ingresos siguen al ritmo que marca la pandemia, mientras algunas altas pueden verse retrasadas por la llegada del fin de semana—, en los ingresos en las UCI es la vida en riesgo del enfermo la única variable a tener en cuenta.

Solo en dos comunidades, Extremadura y Baleares, puede apreciarse cierta tendencia a la baja de plazas de críticos ocupadas, y en Canarias y Cataluña se observa cierta estabilización. En el resto de España, la ocupación sigue creciendo, con varias comunidades viendo porcentajes que no registraron ni siquiera en lo peor de la primera ola.

La Comunidad Valenciana, con el 63% de plazas de UCI ocupadas, es la que más tensión sufre en sus hospitales. Hay que tener en cuenta que ese porcentaje solo se refiere a los pacientes de coronavirus, por lo que si se tienen en cuenta los de otras patologías la conclusión es que un sistema que ha ampliado hasta donde era posible su capacidad —convirtiendo en UCI espacios como quirófanos y salas de reanimación— está simplemente al límite.

La Rioja (60%), Castilla-La Mancha (55%), Madrid (52%), Cataluña (51%), Castilla y León (50%) y Extremadura (49%) son el resto de comunidades más cerca del colapso, mientras en otras como Andalucía la tendencia sigue siendo muy fuerte al alza pese a que la mejor situación de partida les permite tener estos servicios algo más aliviados (37% de ocupación).

Para que se supere una ola como la que ha sufrido España este mes de enero hay que dejar atrás cuatro picos. El primero, el de contagios, ya lo ha hecho. Los datos parecen reflejar que, con altibajos, la evolución se acerca al pico de hospitalizaciones. Al de las UCI, la clave que puede hacer colapsar el sistema, aún parece que le quedan unos días de recorrido ascendente.

Y finalmente, el último en cambiar de tendencia y sobre lo que lamentablemente poco se puede hacer, es el de fallecimientos. Este viernes Sanidad ha notificado 513, dos menos que ayer. Pero esta semana es, de largo, la más letal de la tercera ola. Las muertes notificadas en los últimos cinco días ascienden a 2.111, mientras que en la semana anterior fueron 1.672. Una tendencia al alza que, según lo visto durante la pandemia, aún puede durar bastante más.

Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- Buscador de restricciones: ¿Qué puedo hacer en mi municipio?

- Así evoluciona la curva del coronavirus en el mundo

- Descárguese la aplicación de rastreo para España

- Guía de actuación ante la enfermedad

Sobre la firma

Oriol Güell

Redactor de temas sanitarios, área a la que ha dedicado la mitad de los más de 20 años que lleva en EL PAÍS. También ha formado parte del equipo de investigación del diario y escribió con Luís Montes el libro ‘El caso Leganés’. Es licenciado en Ciencias Políticas por la Universidad Autónoma de Barcelona y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS