El Departamento de Justicia de EE UU retira una demanda por discriminación racial contra Yale

La Administración Trump presentó la queja tras recibir acusaciones de estudiantes asiático-americanos y blancos contra la universidad en su proceso de admisión

Graduados de la promoción 2010 de la Universidad de Yale en New Haven.
Graduados de la promoción 2010 de la Universidad de Yale en New Haven.Jessica Hill (AP)

El Departamento de Justicia de EE UU ha retirado este miércoles una demanda contra la Universidad de Yale presentada el año pasado por la Administración de Donald Trump en la que acusaba a la institución de discriminar a los estudiantes asiático-americanos y blancos en su proceso de admisión. La demanda del Gobierno anterior estableció, tras dos años de investigación, que la prestigiosa universidad buscaba favorecer a ciertos solicitantes por motivos de raza. Yale defiende que su sistema ha logrado reunir un alumnado que se caracteriza por su excelencia académica y diversidad bajo el amparo de la ley.

Los fiscales federales que presentaron la demanda en octubre de 2020 argumentaron que la universidad violó las leyes de derechos civiles porque “discrimina por raza y origen en su proceso de admisión de pregrado, y que la raza es el factor determinante en cientos de decisiones de admisión cada año”. La ley de Derechos Civiles de 1964 establece que “ninguna persona en Estados Unidos será excluida por motivos de raza, color u origen de la participación en ningún programa o actividad que reciba ayuda financiera federal”. La demanda apuntaba que Yale recibe más de 600 millones de dólares anuales en fondos federales.

En un comunicado, un portavoz del Departamento de Justicia sostuvo este miércoles que “a la luz de todos los hechos, circunstancias y desarrollos legales disponibles” retiraban la demanda, pero que sigue en curso una investigación subyacente cuyo objetivo es garantizar que Yale cumpla con las leyes contra la discriminación. Entre los “desarrollos legales disponibles” incluyen el dictamen de un juez federal que en 2019 rechazó una acusación presentada por asociaciones asiático-americanas contra Harvard por discriminar intencionalmente a los solicitantes de dicha comunidad. Está previsto que los demandantes lleven el caso al Supremo.

“Nuestro proceso de admisión le ha permitido a Yale College reunir un cuerpo estudiantil incomparable, que se distingue por su excelencia académica y diversidad”, respondió la portavoz de la universidad, Karen Peart, quien celebró la decisión del Departamento de Justicia de la Administración de Joe Biden. “Yale ha defendido firmemente que su proceso cumple plenamente con el precedente del Tribunal Supremo y estamos seguros de que el Departamento de Justicia estará de acuerdo”, agregó.

La investigación del Departamento de Justicia de Trump surgió a raíz de una queja que presentó en 2016 un grupo de organizaciones asiático-americanas, lideradas por la Coalición Asiático-Americana para la Educación. La acusación iba en contra de las universidades de Yale, Brown y Dartmouth. El Tribunal Supremo ha dictaminado que los centros educativos pueden considerar la raza en las decisiones de admisión, lo que se entiende como “discriminación positiva”. Yale ha dicho que valora a la persona “en su totalidad” a la hora de seleccionar a quién admitir entre los miles de solicitantes “altamente calificados”.

Según un estudio citado en la queja presentada por las asociaciones asiático-americanas contra Harvard en 2014, dicha comunidad registra el menor ratio de aceptación en los procesos de admisión de la universidad con relación a su puntuación. En concreto, necesitan marcar 140 puntos más que un blanco, 270 más que un hispano y 450 que un afroamericano. Edward Blum, presidente de Students For Fair Admissions (Estudiantes por Admisiones Justas), que lideró la demanda contra Harvard, lamentó la decisión del Departamento de Justicia. “Students for Fair Admissions tiene la intención de presentar una nueva demanda contra Yale en los próximos días. Las políticas de admisión discriminatorias como las de Yale deben ser impugnadas en un tribunal federal”, apuntó el abogado en un comunicado.

Sobre la firma

Corresponsal en Washington desde 2018. Ha trabajado en Telemundo (España), en el periódico económico Pulso (Chile) y en el medio online El Definido (Chile). Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción