España queda fuera de la lista de países a los que el Reino Unido permitirá viajar sin cuarentena obligatoria

Los británicos que se desplacen a territorio español a partir del 17 de mayo deberán aislarse durante 10 días a su regreso. El Gobierno revisará la lista cada tres semanas

Una pareja de turistas británicos camina por el centro de Barcelona, el pasado mes de julio.
Una pareja de turistas británicos camina por el centro de Barcelona, el pasado mes de julio.Enric Fontcuberta (EFE)

A pesar de ser uno de los destinos favoritos de los británicos, España se mantendrá en la “lista ámbar” a partir del 17 de mayo. El Gobierno de Boris Johnson ha dicho finalmente cuál será la distribución de los países en el “listado-semáforo” diseñado para revitalizar la industria turística. Solo 12 han entrado en la “lista verde”, entre los que se encuentran Portugal, Israel, Australia o Nueva Zelanda. También está en este listado Gibraltar. “Hoy damos el primer paso en un prudente regreso a los desplazamientos internacionales, con medidas destinadas sobre todo a proteger la salud pública y a asegurar que no tiramos por la borda los esfuerzos realizados a lo largo de este año”, ha dicho el ministro británico de Transporte, Grantt Shapps.

Los británicos que, aun así, decidan programar sus vacaciones en territorio español, deberán estar dispuestos a realizar a la vuelta la correspondiente cuarentena, al igual que los que quieran viajar a Francia, Italia o Grecia. Además del aislamiento forzoso, deberán pagar previamente dos PCR para los días segundo y octavo de la reclusión, algo que encarece notablemente el viaje. Una medida muy criticada por la industria turística del Reino Unido, que la considera disuasoria y considera que el sistema de semáforo la sitúa en desventaja respecto a los competidores de otros países. “No es justo que nos quedemos atrás mientas otras naciones europeas permiten a sus ciudadanos y consumidores empezar a viajar sin restricciones si ya están vacunados”, ha dicho Johan Lundgren, director ejecutivo de las líneas aéreas Easyjet. “Y la medida tendrá muy poco impacto en el nivel de hospitalizaciones en el Reino Unido si por otro lado se permite viajar libremente por toda Europa”.

En España, fuentes gubernamentales han asegurado que la decisión del Reino Unido no afectará a la temporada estival en España, ya que es un listado que se irá actualizando periódicamente. No obstante, los paquetes de vacaciones suelen contratarse bastante antes del verano, por lo que sí supone una amenaza para el turismo del país. El Ministerio de Industria, Comercio y Turismo insiste en que las negociaciones avanzan y esperan que para el verano puedan llegar al país los turistas británicos sin restricciones. “Somos optimistas con el desarrollo de estas conversaciones y los ciudadanos británicos podrán pasar sus vacaciones en España si así lo desean. La previsión es que entremos próximamente en la categoría verde del Reino Unido y que en junio se reactive la movilidad internacional”, apostillan estas fuentes.

Por su parte, el Gobierno de Baleares ha lamentado el veto del Reino Unido a los viajes a España y ha criticado que la elevada incidencia del virus en otras comunidades autónomas lastre la situación del país y perjudique directamente los intereses turísticos de Baleares y Canarias. El consejero de Turismo, Iago Negueruela, insiste en que el Gobierno de las islas “ha hecho los deberes” pero situaciones como la de Madrid o Euskadi provocan que la incidencia acumulada del país se incremente “y perjudique directamente al resto”. Señala el consejero que el Gobierno central ha presionado hasta el último momento para valorar la situación de los dos archipiélagos de forma independiente a la de la Península y espera que en la próxima actualización del semáforo del Reino Unido, dentro de tres semanas, se examine la situación por regiones y no por naciones, informa Lucía Bohórquez.

Según la web del Gobierno del Reino Unido que ofrece las cifras de la evolución de la pandemia, la incidencia en siete días de casos por 100.000 habitantes estaba el 2 de mayo —última fecha con datos— en 21,2. En España, el día 3 (el 2 no hubo información porque fue domingo) la quintuplicaba: 100,41. Medida a 14 días, la incidencia de covid está en el Reino Unido en poco más de 40, mientras en España ronda los 200.

Los países incluidos en el listado rojo del Reino Unido siguen siendo un destino prohibido, salvo casos excepcionales. Seguirá así durante al menos cuatro meses, y el Gobierno de Boris Johnson ha incluido en ellos a Turquía. En su capital, Estambul, estaba prevista el próximo 29 de mayo la celebración de la final de la Champions League, que este año juegan dos equipos británicos, el Manchester City y el Chelsea. El Gobierno de Johnson ya ha pedido a los aficionados que cancelen sus planes de viaje, y el ministro Shapps ya ha ofrecido a la UEFA que el Reino Unido se convierta en el anfitrión del encuentro.

Sobre la firma

Rafa de Miguel

Es el corresponsal de EL PAÍS para el Reino Unido e Irlanda. Fue el primer corresponsal de CNN+ en EE UU, donde cubrió el 11-S. Ha dirigido los Servicios Informativos de la SER, fue redactor Jefe de España y Director Adjunto de EL PAÍS. Licenciado en Derecho y Máster en Periodismo por la Escuela de EL PAÍS/UNAM.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS