El Reino Unido registra su primer día sin muertos por covid desde hace más de 10 meses

El Gobierno de Johnson, alerta ante la variante india, debate si levanta del todo las restricciones el 21 de junio

Las calles de Hounslow, un barrio al oeste de Londres donde se ha registrado un aumento de la variante india del virus, llenas de gente este 1 de junio
Las calles de Hounslow, un barrio al oeste de Londres donde se ha registrado un aumento de la variante india del virus, llenas de gente este 1 de junioJUSTIN TALLIS (AFP)

Hasta la noticia más esperada desde hace un año se toma con una enorme dosis de cautela. Este martes el Reino Unido no registró ningún fallecido que hubiera dado positivo por covid-19 en los últimos 28 días. Es la primera vez que se produce una dato así desde que se frenó en julio la primera ola. El pasado nueve mayo ocurrió algo similar, pero solo en Inglaterra. Ahora se trata del cómputo global de Inglaterra, Escocia, Gales e Irlanda del Norte. El optimismo era inevitable, y hasta necesario después de una última ola devastadora, pero viene acompañado de numerosos matices. Son los primeros resultados después de un puente festivo de tres días, por lo que, a la habitual lentitud y disparidad que reflejan los datos cada lunes hay que añadir esa excepcionalidad. Pero sobre todo, la variante india del virus -ahora denominada variante “Delta”-, cada vez más extendida en el país, sigue arrojando cifras preocupantes de contagios. En concreto, el martes aportó 3.165 casos más, un incremento de más de 600 respecto a los contabilizados hace una semana.

El Gobierno de Johnson mantiene aún su compromiso de levantar por completo las restricciones sociales que aún persisten, básicamente la prohibición de eventos masivos y el límite de 30 personas en actos sociales, el próximo 21 de junio. Sin embargo, Downing Street ya ha anticipado que no será una decisión automática. El primer ministro quiere darse de plazo hasta el 14 de junio antes de confirmar que sigue adelante con el plan previsto. El Gobierno escocés de Nicola Sturgeon ha incrementado la presión sobre Johnson, proclive en principio a regresar cuanto antes a la normalidad, al anunciar que retrasará sus propias medidas de desescalada. La ministra principal del territorio autónomo ha expresado su temor a que la nueva variante está adquiriendo la suficiente tracción como para provocar una nueva ola.

En los últimos días han sido varios los científicos de relieve, junto a las asociaciones de personal médico, que han advertido al Gobierno de que puede resultar arriesgado seguir con los planes de una desescalada completa el 21 de junio. La mayoría de los actuales contagiados son menores de 50 años, y la cifra de hospitalizaciones sigue manteniéndose aplanada. La media diaria de ingresos se sitúa en los 133, frente a los 124 de hace una semana. “Hace apenas dos meses la media diaria de muertes era de unas 30 personas, y a principios de marzo la cifra era de 200 diarios. Hemos avanzado mucho, y la principal razón reside en las vacunas, que nos protegen frente a la enfermedad grave y la posible muerte”, ha explicado Kevin McConway, de la Open University. Sin embargo, varios miembros del comité de expertos que asesoran al Gobierno, el SAGE, creen que conviene retrasar en varias semanas, hasta un mes, el calendario de la desescalada. El tiempo necesario para dar un impulso final a una campaña de vacunación que ha suministrado ya 40 millones de primeras dosis y 23 millones de pautas completas en una población de 66 millones de personas.

Varios diputados del Partido Conservador, los más rebeldes ante nuevas restricciones durante toda la pandemia, presionan por su parte a Johnson para que no sucumba ante lo que vuelven a llamar Project Fear (Proyecto Miedo), el mismo término que usaron para definir a los que vaticinaban graves consecuencias económicas si se consumaba el Brexit. “Se está instalando de nuevo el pánico, pero el Proyecto Miedo está llegando a su fin. Es como si los científicos no pudieran asumir en qué consiste realmente la vida”, ha dicho el exlíder del Partido Conservador, Ian Duncan Smith, al Daily Mail.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Rafa de Miguel

Es el corresponsal de EL PAÍS para el Reino Unido e Irlanda. Fue el primer corresponsal de CNN+ en EE UU, donde cubrió el 11-S. Ha dirigido los Servicios Informativos de la SER, fue redactor Jefe de España y Director Adjunto de EL PAÍS. Licenciado en Derecho y Máster en Periodismo por la Escuela de EL PAÍS/UNAM.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS