La vacuna de Pfizer-BioNTech contra el coronavirus recibe la aprobación definitiva en Estados Unidos

Es el primer fármaco contra la covid-19 avalado por la FDA, el ente regulador estadounidense. Las autoridades sanitarias confían en que sea un impulso para quienes no han recibido las dosis

Una inyección de la vacuna de Pfizer contra el coronavirus en un laboratorio de Los Ángeles, California.
Una inyección de la vacuna de Pfizer contra el coronavirus en un laboratorio de Los Ángeles, California.PATRICK T. FALLON (AFP)

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos le ha otorgado este lunes la aprobación completa a la vacuna contra el coronavirus de Pfizer-BioNTech para mayores de 16 años. Este es el primer fármaco contra la covid-19 avalado por el ente regulador estadounidense que, hasta ahora, solo lo había autorizado para uso de emergencia. El presidente Joe Biden y las autoridades sanitarias confían en el que respaldo le otorgue seguridad a quienes no han recibido las dosis por dudas sobre la efectividad de las inyecciones. “El día que estaban esperando ha llegado”, sostuvo el mandatario estadouniense en la Casa Blanca.

Más información
La América que no se vacuna y más se contagia
Cómo logró Estados Unidos acelerar su campaña de vacunación masiva

“El público puede estar muy seguro de que esta vacuna cumple con los altos estándares de seguridad, eficacia y calidad de fabricación que la FDA exige de un producto aprobado”, sostuvo esta mañana la comisionada interina de la agencia, Janet Woodcock. “El hito de hoy nos acerca un paso más a alterar el curso de esta pandemia en Estados Unidos”, añadió. La propagación de la variante delta de la covid, cuya carga viral es hasta 1.200 veces mayor que las mutaciones anteriores, ha disparado los casos de contagios en el país.

El presidente Joe Biden anunció la semana pasada un plan para ofrecer una tercera dosis de la vacuna del coronavirus a partir del 20 de septiembre a quienes hayan recibido su segunda dosis ocho meses atrás. Aún está pendiente la aprobación de la FDA a esta medida. “Esta es una pandemia de los no vacunados”, insistió el mandatario este lunes. “Estamos en medio de un esfuerzo de tiempos de guerra para resistir la pandemia, uno de los desafíos más complicados de nuestra historia”., agregó que demócrata, quien urgió a los que no se han vacunado a que lo hagan a la brevedad. “En todo el mundo, la gente quiere estas vacunas. Aquí en EE UU son gratis, convenientes y están a la espera” de ser utilizadas, apuntó.

Estados Unidos se ha convertido en el primer país del mundo en aprobar completamente la vacuna de Pfizer-BioNTech. El consejero delegado de Pfizer, Albert Bourla, afirmó en un comunicado que espera que la decisión de la FDA “ayude a aumentar la confianza en nuestra vacuna, ya que la vacunación sigue siendo la mejor herramienta que tenemos para ayudar a proteger vidas”. El estudio de seguimiento de la FDA para medir la efectividad de la vacuna confirmó que mantiene una protección del 97% contra la covid grave. La protección contra infecciones más leves disminuyó ligeramente, desde un máximo del 96% dos meses después de la segunda dosis al 84% a los seis meses.

De las más de 170 millones de estadounidenses que han recibido la pauta completa de vacunación —un poco más de la mitad de la población— cerca de 92 millones han recibido las dosis de Pfizer-BioNTech. La campaña de vacunación lleva ocho meses en EE UU. La FDA autorizó a mediados de diciembre este fármaco para uso de emergencia en personas mayores de 16 años. En mayo, el permiso se extendió a los mayores de 12. La vacuna de Pfizer-BioNTech todavía no recibe la autorización completa en los menores de entre 12 y 15 años. La FDA aclaró que, tras cientos de millones de inyecciones, los efectos secundarios graves, como dolor de pecho e inflamación del corazón en adolescentes continúan siendo extremadamente raros.

El anuncio tiene el potencial de convencer a quienes han desistido de recibir las dosis hasta ahora por desconfianza en su efectividad. También puede allanar el camino a más mandatos de vacunas por parte de empresas, universidades y gobiernos locales. El Departamento de Defensa de EE UU ha ordenado este lunes la vacunación obligatoria a los 1,3 millones de militares activos tras la plena aprobación de la FDA. A comienzos de agosto, cerca de un tercio de los soldados no estaban inoculados.

Ciudades como Nueva York, Nueva Orleans y San Francisco han impuesto este mes a los ciudadanos una prueba de vacunación para ingresar a restaurantes, bares y otros lugares cerrados. Varias empresas privadas están obligando a sus empleados a inocularse para volver a la oficina y la Casa Blanca exige que los trabajadores del Gobierno que certifiquen que han sido vacunados o se sometan a constantes testeos.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Antonia Laborde

Periodista en Chile desde 2022, antes estuvo en la oficina de Washington. Ha trabajado en Telemundo (España), en el periódico económico Pulso (Chile) y en el medio online El Definido (Chile). Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS