Programas de entretenimiento
Columna
Artículos estrictamente de opinión que responden al estilo propio del autor. Estos textos de opinión han de basarse en datos verificados y ser respetuosos con las personas aunque se critiquen sus actos. Todas las columnas de opinión de personas ajenas a la Redacción de EL PAÍS llevarán, tras la última línea, un pie de autor —por conocido que éste sea— donde se indique el cargo, título, militancia política (en su caso) u ocupación principal, o la que esté o estuvo relacionada con el tema abordado

La familia y otros animales

Los animales que durante el confinamiento paliaron nuestra incapacidad de estar solos regresan a los refugios tras la vuelta de la vida social

Una imagen del programa 'The Dog House'.
Una imagen del programa 'The Dog House'.

El penúltimo incendio en las redes sociales, que son más inflamables que los coches de Alerta Cobra, lo ha provocado la legitimidad de considerar a los animales familia. Ganó el sí. Aunque que la RAE limite ese vínculo a “personas” lo complique, y el trato que algunos les dispensan, también. Los familiares no se regalan. Papá Noel no deja en el árbol un reloj cronógrafo y un primo segundo. Ni les cortas las orejas y el rabo por estética, o las cuerdas vocales para que no molesten (aunque apetezca).

Más información
Se abandonan 375 mascotas cada día. Cinco preguntas para saber si deberías tener una mascota

Durante los confinamientos, muchos acudieron a refugios como el Wood Green del programa de Channel 4 The Dog House (Cosmo), donde se afanan en “emparejar perros abandonados con esperanzados aspirantes a dueños”. A veces, hay match, otras, los perros son devueltos porque sus adoptantes descubren que sueltan pelo, que ladran o que sus muebles les resultan suculentos. O que la clase de compañía que anhelan se encuentra mejor en First Dates, donde también hay hocicos húmedos y colitas alegres, pero no tres caminatas diarias ni gastos veterinarios.

Por ello, el retorno de la vida social está provocando que los que solo buscaban parchear su soledad devuelvan los animales adoptados. A pesar de que estos, ajenos a la rigidez de la RAE, se sintieron familia tras una caricia.

Las redes no deberían arder por una cuestión semántica, sino porque España sea uno de los países europeos con más abandono. Según la Fundación Affinity, en 2020 casi 300.0000 animales recalaron en refugios. Los menos, en idílicos como Wood Green; la mayoría, en perreras municipales donde les espera el crematorio. No se incluyen los que acaban ahogados en ríos o colgados de encinas. Ese es el verdadero incendio y no si son familia, que lo son, y la mejor: la que se escoge.

Puedes seguir EL PAÍS TELEVISIÓN en Twitter o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Recibe el boletín de televisión

Todas las novedades de canales y plataformas, con entrevistas, noticias y análisis, además de las recomendaciones y críticas de nuestros periodistas
APÚNTATE

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Eva Güimil

Eva Güimil (Mieres, 1972) ha sido directora y guionista de diversos formatos de la televisión autonómica asturiana. Escribe sobre televisión en EL PAÍS y ha colaborado con las ediciones digitales de Icon y 'Vanity Fair'. Ha publicado la biografía de Mecano 'En tu fiesta me colé'.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS