Reese Witherspoon y Jennifer Aniston cancelan la cultura de la cancelación en ‘The Morning Show’

Las actrices y productoras hablan sobre el regreso de una de las ficciones que mejor diseccionó el movimiento MeToo en pantalla

Jennifer Aniston (izquierda), Billy Crudup y Reese Witherspoon, en la segunda temporada de 'The Morning Show'. Vídeo: tráiler de los nuevos capítulos.

La primera temporada de The Morning Show terminó con el abrupto corte de emisión del ficticio magacín matinal en torno al que gravita la serie. Una carta de ajuste y un pitido censor en las pantallas dieron paso a un último plano, el del rostro de un hombre atrapado en medio del huracán MeToo. Aislado y en silencio, es consciente de que el mundo ha dejado de tolerar sus abusivas formas. Con esa imagen final, la serie parecía decir adiós al presentador de televisión Mitch Kessler (interpretado por Steve Carell) y a la forma de patriarcado que representa. Pero él sigue ahí en su segunda tanda de capítulos, que estrena Apple TV+ este 17 de septiembre.

Mitch Kessler (interpretado por Steve Carell), en el plano final de la primera temporada de 'The Morning Show'
Mitch Kessler (interpretado por Steve Carell), en el plano final de la primera temporada de 'The Morning Show'Apple TV+

El drama, producido y protagonizado por Reese Witherspoon y Jennifer Aniston, se convirtió en 2019 en un preciso análisis sobre los matices en torno a uno de los movimientos sociales más poderosos y polarizados de lo que llevamos de siglo. En su vuelta, relata lo ocurrido varios meses después de que una verdad inconveniente se colara en directo en las casas de millones de espectadores. Esta vez, cuestiones como la identidad racial y sexual y la cultura de la cancelación, el fenómeno que elimina de la esfera pública a aquellos que han mantenido conductas inadmisibles, son el centro del relato.

El protagonista/antagonista que había pasado de presentador estrella a acosador desenmascarado no ha sido borrado de sus tramas, comenta Whiterspoon (Nueva Orleans, 45 años): “El guion pedía seguir explorando al personaje y la posibilidad de una redención que todo el mundo merece. Y, simplemente, en este programa no cancelamos a los seres humanos”. Aniston (Los Ángeles, 52 años) asomada a la otra mitad de la pantalla, durante una conversación telemática desde California, apoya esta decisión: “Para nosotros es muy importante que las cosas no sean blancas o negras. En otras series, pasa a menudo que esos personajes que no son precisamente los héroes que se asoman a diario a tu salón se esfuman de repente y ya no forman parte del elenco. ¿Y qué ocurre con ellos? ¿No hay posibilidad de que veamos cómo se hacen responsables de sus actos?”.

“Es interesante ver mi personaje con una autoconciencia distinta. Es duro para ella, pero muy entretenido para el espectador”
Jennifer Aniston, sobre Alex Levy, protagonista de 'The Morning Show'

Los personajes de The Morning Show viven en permanente guerra consigo mismos. En especial los de estas dos mujeres. Aniston encarna de nuevo a Alex Levy, la presentadora estrella de las mañanas que se ha visto afectada por el escándalo protagonizado por Mitch, el hombre que fue durante décadas su media naranja televisiva. Entabla entonces una compleja relación con su nueva compañera de plató, Bradley Jackson (Whiterspoon). Los pocos atisbos de sororidad entre ambas quedan enterrados bajo un manto de desconfianza. En esta nueva etapa, Alex inicia un proceso de aprendizaje que la enfrenta a sus errores del pasado. “Es alguien a quien le toca entender quién ha sido y en quién se quiere convertir en el mismo lugar donde ocurrió todo lo que hizo que su mundo cambiara. Es interesante verla pasear por los mismos pasillos mientras vive una situación completamente diferente, con una autoconciencia distinta. Es duro para ella, pero muy entretenido para el espectador”, dice la actriz.

Bradley Jackson (encarnada por Reese Witherspoon), intentando ser la rubia de América en la segunda temporada de 'The Morning Show'.
Bradley Jackson (encarnada por Reese Witherspoon), intentando ser la rubia de América en la segunda temporada de 'The Morning Show'.Apple TV+

Whiterspoon interpreta a una periodista de raza a la que un grupo de comunicación quiere convertir en la nueva rubia de América. Ella sigue intentando descubrir si le compensa superar un conflictivo pasado familiar a costa de sobrevivir en medio de la toxicidad de la poderosa cadena de televisión para la que trabaja. “Vemos a una Bradley más insegura que la que conocimos en la primera temporada. No tiene ni idea de quién es. Y, por alguna razón, no es tan raro. Tengo muchos amigos que han pasado los 40 y siguen intentando descubrir qué papel juegan en este mundo. Es interesante representar en pantalla esa vulnerabilidad que veo tan a menudo”, confiesa.

Más información
Reese Witherspoon y Jennifer Aniston, en 'The Morning Show'.
'The Morning Show': el estiércol es lo único importante

La serie, que logró ocho candidaturas a los Emmy en su primer año como aspirante a estos premios, conecta de forma inevitable con la actualidad, al igual que producciones como The Good Fight o The Newsroom. En sus tramas, que se sitúan a finales de 2019 en esta segunda temporada, no podía faltar la amenaza silente del coronavirus, que les hizo retrasar la grabación de esta segunda entrega durante todo un año. Pero la nueva situación de las mujeres en la industria sigue siendo uno de sus temas estrella. Aniston y Whiterspoon, ambas con experiencia tanto en el mundo del espectáculo como en el corporativo, como productoras de grandes proyectos de entretenimiento, se muestran moderadamente satisfechas con el efecto positivo que el MeToo ha proporcionado a sus diferentes ambientes laborales. “Sin duda vivimos situaciones mucho más transparentes y hay una conciencia mucho mayor, también en cuestiones de raza y sexualidad. Se nota en la diversidad que existe entre los creadores de series y películas, en especial en las plataformas de streaming más que en la industria del cine y la televisión tradicionales. Pero eso es lo que ocurre en nuestro mundo, el de la cultura, no en toda la sociedad”, comenta la protagonista de Una rubia muy legal.

Para reflejar el cambio en la ficción, aparece un nuevo personaje femenino, empoderado aunque con su propia historia de superación a sus espaldas. Julianna Margulies (The Good Wife) llega para interpretar a una de las grandes periodistas de la cadena UBS, “que se convierte en algo así como la mentora que Bradley no había encontrado hasta ahora”, comenta Witherspoon.

Mimi Leder, directora principal y productora de 'The Morning Show'.
Mimi Leder, directora principal y productora de 'The Morning Show'.MARIO ANZUONI (Reuters)

Otra de las poderosas mujeres que ayudan a construir esta ficción de Apple TV+ no aparece en pantalla. Se trata de Mimi Leder, la directora de la mayor parte de sus episodios y una pionera en la industria de la televisión que ha trabajado en The Leftovers y El Ala Oeste de la Casa Blanca. Con 10 candidaturas al Emmy a sus espaldas, comenzó su carrera en los años noventa, en la mítica Urgencias. Por aquel entonces, ya era un referente para Aniston. “Los platós de Friends y Urgencias estaban muy cerca el uno del otro en los estudios de Warner en California, donde grabábamos. Nosotros éramos unos críos y ella estaba allí haciendo cosas mucho antes de que otras mujeres pudieran hacerlo. Es una líder nata, de esas creadoras capaces de controlar su ego para crear un bien común. Y además sabe escuchar, lo que hace que todo sea más creativo y que ese espíritu de apertura se note en la historia que estamos contando en The Morning Show”, celebra la actriz.

Puedes seguir EL PAÍS TELEVISIÓN en Twitter o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

Héctor Llanos Martínez

Redactor especializado en nuevas narrativas audiovisuales (streaming, pódcast, redes sociales) y en el género documental, con varios años como autor del blog 'Doc&Roll'. Formado en Agencia Efe y elmundo.es, antes de llegar a Verne y la sección de Madrid de El País, escribió desde Berlín para BBC, Deutsche Welle, Cineuropa, Esquire o Yorokobu.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS