Las islas que Taiwán fortificó durante décadas para frenar una posible invasión de China

La infraestructura militar de las islas de Matsu, que data de la guerra civil china, no supone prácticamente ninguna ventaja táctica para Taiwán

A solo 10 kilómetros de la costa de China se encuentran las islas de Matsu, en manos de Taiwán desde 1949. En estas islas, los nacionalistas del Kuomintang liderados por Chang Kai-shek construyeron una intrincada serie de túneles, fortificaciones y todo tipo de infraestructura militar para defenderse frente a una potencial invasión de la China comunista. Incluso se trazaron planes para volver a tomar la China continental desde aquí. Hoy, todas estas construcciones militares subterráneas persisten, como puede ver en el vídeo que acompaña a esta noticia, y mantienen vivo el fantasma de la invasión de Taiwán por parte de China. Desde la reciente visita de Nancy Pelosi a Taiwán, China ha redoblado sus maniobras militares y simulacros cerca de la isla, y los vecinos de Matsu se han convertido, sin quererlo, en sus espectadores en primera fila.

Sin embargo, los cerca de 250 túneles, búnkeres y fuertes (la cifra real continúa siendo información clasificada) tienen poca o ninguna utilidad para defenderse ante una eventual invasión por parte de China. Como asegura Dora Liu, una vecina de la localidad de 27 años: “Si nos disparan desde China, una pequeña isla como la nuestra podría ser derribada en un momento. No importa cuántos túneles tengamos, de nada sirven si realmente ocuparan Taiwán”. Si bien las fuerzas taiwanesas han vigilado de cerca los movimientos de China, desplazando aviones de combate y barcos de guerra para protegerse de la armada china, no ha habido un aumento significativo de la sensación de alarma entre la población de Taiwán, incluida la de Matsu, que comprende una cadena de 19 islas e islotes.

Sigue toda la información internacional en Facebook y Twitter, o en nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

Patricio Ortiz

Redactor de vídeo en EL PAÍS desde 2019. Estudió periodismo en la Universidad del País Vasco y un máster en narrativas transmedia en la Universidad Carlos III de Madrid. Es de Bilbao, pero desde que vive en la capital no echa de menos la lluvia.

Normas

Más información

Archivado En